Chiste número #200

Había una vez un enanito que entra en un bar, saluda a todo el mundo, y llega hasta donde está la persona que sirve el trago, pero no alcanza, y empieza a saltar diciendo:
¡UN WHISKY, POR FAVOR! ¡UN WHISKyY, POR FAVOR!
Así varias veces, hasta que se cansó de saltar porque nadie lo atendía, y se dió cuenta que había una silla donde subirse para ver por qué nadie le atendía, y se subió y cuando se subió se dio cuenta de que al otro lado del mesón había otro enanito diciendo:
¿CON HIELO O SIN HIELO? ¿CON HIELO O SIN HIELO?